Bienvenidos a Centros Auditivos Oír Vital


  Llámanos : 800 009 030 TELEFONO GRATUITO

perdida audicion ruido

Cómo la contaminación acústica afecta a nuestra audición

Los niveles elevados de contaminación acústica están provocando un incremento significativo de trastornos auditivos. Saber cómo la contaminación acústica afecta nuestra salud auditiva es esencial para tomar conciencia del problema y evitar la pérdida de audición.

¿Qué es la contaminación acústica y cómo afecta nuestra salud auditiva?

La contaminación acústica es un conjunto de ruidos que ocurren simultáneamente en el ambiente. El tráfico, las industrias, las personas, las obras, los altavoces, etc…. producen lo que conocemos como contaminación acústica o sonora.

El exceso de ruido es un problema común en las grandes ciudades. En ellas, con frecuencia estamos expuestos a niveles de presión acústica superiores a los 85 dB. Es importante saber que la exposición a niveles de ruido superiores a los 85 dB de forma continuada afecta negativamente la calidad de vida de las personas y además puede perjudicar seriamente la audición.

El problema de estar sometido durante largos períodos a ruidos muy fuertes es que causa daños en el oído interno provocando la muerte de las células ciliadas. De modo que, la exposición regular a ruidos que superen los niveles máximo de presión acústica recomendados puede causar daños irreversibles a nuestra audición.

Otra consecuencia del exceso de ruido pueden ser los llamados acúfenos o tinnitus, que son trastornos auditivos que generan la percepción de un pitido o zumbido en el oído sin que este provenga de una fuente externa.

La contaminación acústica también se ha asociado a otros trastornos físicos y psicológicos tales como:

  • Estrés
  • Insomnio
  • Irritabilidad
  • Síntomas depresivos
  • Falta de concentración, etc.

¿Cómo evitar la pérdida de audición inducida por ruido?

La pérdida de audición causada por el exceso de ruido es el único problema auditivo que es totalmente prevenible. Conocer las consecuencias negativas de la contaminación acústica es importante para proteger nuestra audición.

A continuación veremos una serie de consejos para mantener una buena salud auditiva:

  • Es importante evitar la exposición continuada a ruidos que superen los 85 dB.
  • Es recomendable utilizar tapones de oído u otros dispositivos de protección cuando sea inevitable eludir la exposición continuada al ruido.
  • Es recomendable evitar ponerse cerca de los altavoces o escenario en discotecas y conciertos.
  • Es importante escuchar música a un volumen máximo de 60 dB y hacer pausas cada 60 minutos para descansar el oído.
  • Los especialistas recomiendan conocer los niveles de presión acústica al que estamos sometidos en nuestro día a día para poder tomar las medidas de protección necesarias para proteger nuestra audición.
  • Es especialmente importante proteger la audición de los niños y bebés.

Además de tomar medidas para evitar las consecuencias de la pérdida de audición inducida por ruido, es primordial estar atentos a nuestra capacidad auditiva y buscar ayuda en caso de percibir cualquier síntoma de afectación. Un diagnóstico precoz y una pronta intervención mejora las respuestas a los tratamientos y/o adaptación a los audífonos.

Si necesita realizar un test auditivo o recibir más información sobre soluciones auditivas, llámenos gratis al teléfono 800 009 030 o envíe sus datos desde el formulario de su localidad y un profesional le llamará para resolver sus dudas o reservar una cita gratuita.