Bienvenido a Centros Auditivos Oír Vital - Localiza tu Centro


  Llámanos : 800 009 030 TELEFONO GRATUITO

Audiometría, ¿Qué es y cómo se hace?

La audiometría es una prueba clínica utilizada para detectar cualquier reducción de la capacidad auditiva. El objetivo del examen es verificar el funcionamiento del sistema auditivo del paciente y evaluar su capacidad de percepción respecto a los diferentes sonidos. Por medio de la prueba, también es posible saber el grado de la pérdida auditiva.

Tipos de pruebas de audiometría

Hay dos tipos de audiometrías, la tonal y la vocal. Ambas pruebas son complementarias y sirven para detectar la pérdida de audición.

❱❱ Audiometría Tonal

Se trata de una prueba funcional que valora las respuestas subjetivas del paciente. Se utiliza para evaluar las respuestas individuales utilizando tonos puros a distintas intensidades y en diversas frecuencias. Por medio de la audiometría es posible detectar el grado de pérdida auditiva.

❱❱ Audiometría Vocal

Con esta prueba se busca evaluar la capacidad de percepción y comprensión de los sonidos vocales de una lista de palabras específicas emitidas por el profesional durante la realización del examen.

Este examen no requiere ningún tipo de preparación previa, no obstante se recomienda evitar la exposición a ruidos muy altos e intensos, por lo menos 14 horas antes de la realización de la prueba de audición.

Tras la realización de la prueba de audiometría el médico analizará el audiograma del paciente.

El audiograma es un gráfico que presenta el resultado de la audiometría tras las pruebas realizadas. La escala de la medida utilizada en el gráfico varía entre 0 a 120 decibelios y plasma las respuestas y resultados de la prueba.

➤ Escala en decibelios y resultados:

✎ Resultado  por debajo de 25 dB – audición normal
✎ Resultado entre 26 a 40 dB – pérdida auditiva en grado leve
✎ Resultado entre 41 a 55 dB  – pérdida auditiva en grado moderado
✎ Resultado entre 56 a 70 dB  – pérdida auditiva en grado moderadamente severa
✎Resultado entre 71 a 90 dB – pérdida auditiva en grado severo
✎Resultado por encima de 90 dB  – pérdida auditiva en grado profundo

¿Cuándo realizar una audiometría?

Las revisiones auditivas son importantes para mantener una buena salud auditiva. La detección precoz de la pérdida auditiva es una gran aliada para evitar la evolución del problema y conseguir mejores resultados para los tratamientos.

Fuera del ámbito de las revisiones auditivas, la audiometría debería ser realizada tras la aparición de cualquier posible síntoma de pérdida de audición.
Esta prueba es apta para cualquier persona, independientemente de la edad. Sin embargo, se recomienda especialmente cuando:

✔ Existen antecedentes de problemas auditivos en la familia;
✔ Cuando se desarrolla una actividad laboral muy ruidosa;
✔ Cuando se perciben los primeros síntomas de pérdida auditiva.

El resultado de la audiometría permite valorar el grado de descapacidad auditiva de la persona y posibles daños en el sistema auditivo facilitando la determinación del tratamiento más adecuado para el paciente.

El uso de audífonos es común cuando se diagnostica una discapacidad auditiva. En Oír Vital contamos con una amplia variedad de audífonos de última generación y soluciones auditivas a precios muy competitivos.  Si necesita más información, llámenos gratis al teléfono 800 009 030 o envíe sus datos desde el formulario de su localidad y un profesional le llamará para resolver sus dudas o reservar una cita gratuita.